Plus
Pruebe la cuenta premium
0   Artículos
#
0,00 €
Su cesta está vacía

Consejos para conducir en invierno

Suscribirse
A NUESTRA NEWSLETTER

Para recibir las últimas noticias y consejos, introducza su correo:

Se requiere una atención especial para conducir en la estación fría. Si se distrae de la carretera solo por unos segundos, esto podría resultar en un accidente. Aquí le vamos a contar sobre cómo comportarse en la carretera en invierno y cómo evitar problemas.

Los 5 principales peligros de la carretera en invierno

  1. El hielo. El agarre de la rueda sobre el hielo es mínimo. Con solo un movimiento descuidado el coche empezará a patinar. Además, aumenta significativamente la distancia de frenada.
  2. Nieve recién caída. Puede ocultar diversos obstáculos que pueden provocar un accidente de tráfico.
  3. Aguanieve. En muchas ocasiones, provoca planeo sobre aguanieve, un fenómeno en el que se forma una capa de suciedad, nieve y agua entre el dibujo del neumático y la superficie de la carretera. Dada una pérdida de contacto con la carretera, el coche no se puede frenar, acelerar o maniobrar.
  4. La mala visibilidad. Las ventanillas pueden empañarse por el frío, la nieve y los cambios de temperatura. En estas condiciones, se hace imposible ver y evaluar correctamente la situación en carretera. Además, es posible que el conductor no pueda identificar las señales por culpa de la nieve.
  5. Baja temperatura. La goma de la que están hechos los neumáticos se endurece con el frío. Esto provoca una disminución de su capacidad de agarre. Así, el contacto entre las ruedas y la carretera se torna menos fiable, además de incrementarse la distancia de frenada significativamente.

12 consejos de AUTODOC para conducir con seguridad en invierno

  1. Hay que asegurarse de que se sustituyen los neumáticos de verano por los de invierno antes de que llegue el frío. Los neumáticos de invierno se fabrican con una mezcla especial de goma que mantiene su elasticidad incluso a temperaturas bajas. Además, el compuesto de goma de los neumáticos para la nieve tiene un gran contenido en silicio, que sirve para mejorar el agarre en carreteras resbaladizas. La banda de rodamiento de estos neumáticos también se optimiza para adaptarse a las características de una carretera con firme mojado y resbaladizo. Por ejemplo, algunos fabricantes de neumáticos, incluyen unas microbombas de absorción de la humedad especiales para hielo en el dibujo del neumático.
  2. Antes de arrancar, debe quitarle la nieve al coche y limpiar las ventanillas del hielo acumulado. Se utilizan rascadores o cepillos especiales para esto, además de existir también productos químicos especiales para el hielo. Es importante quitar totalmente el hielo de las ventanillas. Se deben quitar la nieve y el barro de los arcos de rueda y los guardabarros a su debido momento. Cuando se congelan, dificultan la rotación normal de las ruedas, afectando y entorpeciendo la maniobrabilidad en las curvas. Asegúrese también de no arrancar el coche llevando nieve en el techo: en caso de caerse, podría entorpecer la visión del coche que le sigue. Además, también debe limpiar los elementos lumínicos del vehículo, incluyendo las luces de señalización. Así ayudará a los demás conductores a identifiquen su coche en la carretera.

  1. Evite utilizar ropa de invierno al conducir. Dificulta los movimientos significativamente. Además, las chaquetas demasiado grandes impiden la sujeción fiable del cinturón de seguridad, algo que podría resultar en lesiones en caso de sufrir un accidente. Debe utilizar el climatizador para que el interior del vehículo se encuentre a una temperatura agradable. La ropa demasiado voluminosa debe cambiarse por una chaqueta fina o por un chaleco.
  2. Mantenga siempre la distancia de seguridad con el vehículo que circula delante. Puede tratarse de unos metros, cuando conduce a poca velocidad en un atasco, pero debe aumentarla cuando conduce por la carretera. De manera ideal, la distancia entre ambos coches tiene que ser 2 veces mayor que la velocidad a la que se conduce. Por ejemplo, va conduciendo a 40 km/h, la distancia entre su vehículo y el que circula delante debe ser de 80 metros.
  3. Preste mucha atención a las señales de tráfico a ambos lados de la carretera. Le ayudarán a orientarse en el supuesto de que no pueda identificar una de ellas por la nieve acumulada.

  1. No pierda de vista las maniobras de los otros conductores: pueden cometer fallos. Si por ejemplo, se da cuenta de que el coche que circula detrás no mantiene la distancia de seguridad, déjele que le adelante, así estará a tiempo de frenar, si fuera necesario.
  2. Evite adelantar vehículos especializados. Por ejemplo, las máquinas quitanieve lo que perjudica nuestra visibilidad de manera importante. Así, adelantar es muy peligroso en estos casos: la anchura de la pala quitanieves suele ser más grande que el propio vehículo, por lo que es difícil de percibir.

  1. En caso de no poder arrancar porque las ruedas resbalan, se deben tratar los neumáticos con un spray especial que proporcione un mejor agarre sobre el hielo. Así se asegura que podrá arrancar incluso con mucho hielo.
  2. Frene de antemano antes de llegar a un semáforo y cruce de caminos. Son unos lugares muy peligrosos por estas dos razones. En primer lugar, dado que es un sitio donde se frena constantemente, la superficie de la carretera es aún más resbaladiza que en las demás partes de la carretera. Segundo, existe una alta probabilidad de colisión con otro conductor que podría cometer un error.
  3. Cuando acelere, las ruedas deberán estar rectas, es fácil perder el agarre de las ruedas si se hace de otra forma.
  4. Cuando planee y se disponga para unas vacaciones invernales, asegúrese de que su equipaje ha sido empaquetado de manera fiable y bien sujeto: si ocurriera un accidente, hasta los objetos pequeños pueden llegar a ser muy peligrosos por la inercia del impacto.
  5. Domine sus habilidades de maniobra. Los siguientes consejos se pueden aplicar en una carretera resbaladiza:
    • En caso de que el coche no responda a una orden al volante, deberá volverlo a su posición inicial y después girarlo lentamente de nuevo. Está totalmente prohibido un giro brusco del volante: puede provocar una pérdida completa de control.
    • Para girar correctamente haga lo siguiente. Para evitar que las ruedas delanteras patinen, deberá, antes de empezar la maniobra, poner la carga máxima sobre ellas. Para hacerlo, debe soltar el acelerador repentinamente y, a continuación, girar el volante hasta un ángulo amplio. Una vez empiece a tomar la curva, presione ligeramente el pedal del acelerador.
    • Para salir de un derrape, cuando se conduce con un coche de tracción trasera, debe girar el volante en dirección al derrape y soltar completamente el acelerador. En un coche de tracción 4x4, se debe girar también el volante en la dirección del derrape, sin embargo, no se debe soltar totalmente el pedal del acelerador, sino que se debe soltar solo parcialmente. En el caso de conducir un vehículo de tracción delantera, gire las ruedas en hasta la dirección que desea seguir y entonces pise el acelerador.
    • Es también posible controlar el coche con la ayuda del embrague. Un toque leve puede detener la rotación del coche y el derrape. En lugares cubiertos de nieve en los que no se cuenta con suficiente tracción para arrancar, puede aumentar la velocidad del motor soltando el embrague .
    • Para detenerse de forma segura, el método de frenada intermitente es perfecto. Consiste en una serie de toques repetidos cortos y fuertes al pedal de freno. Con este método se puede reducir gradualmente la velocidad del coche, evitando que las ruedas patinen.
    • En coches con tracción delantera, también se puede controlar el derrape pisando simultáneamente el pedal de aceleración y el pedal de freno. Se pueden realizar maniobras similares utilizando el freno de mano.

Conclusión

La carretera en invierno está plagada de peligros. Pero esto no quiere decir que se deje el coche en el garaje hasta que el tiempo mejore. En realidad, disfrutará plenamente de la conducción en invierno si se comporta de forma considerada con los demás conductores, manteniendo su vehículo y sus sistemas en perfectas condiciones de funcionamiento, mejorando constantemente sus habilidades al volante y siguiendo nuestros consejos.

loader Por favor esperar...